El día que me sentí la peor mamá…

A todas nos ha pasado. No importa cuántas ganas le echemos, llega un día en que “la regamos” y nos sentimos el fracaso viviente de la maternidad. 

Además, en esta lucha por ser “la madre perfecta” nos ponemos estándares altísimos sin tener en cuenta que somos seres humanos y es normal tener errores.  

Para que el día que te pase no te sientas tan mal, te comparto las experiencias de algunas mamás Aserrín, que las hicieron sentir la peor mamá de todas. 

 
LAPEORMAMA-01

Por más que el marido la consintió, ni disfrutó la película. Mucho menos el maxi combo. 
 
LAPEORMAMA-02

Me imagino la cara de esta mamita al llegar y ver a todos los pequeños con sus disfraces.
 
LAPEORMAMA-03

Para empezar se sufre desde que se enferman, ¿quién no ha querido ahorcar a aquél que lo contagió?

LAPEORMAMA-04

La culpa más común. Uno de los momentos más difíciles de cualquier mamá que labora fuera de casa.

 
LAPEORMAMA-05

Además los comentarios de la suegra no ayudan con la situación. Si alguna de ustedes está pasando por esto, busquen una asesora de lactancia 🙂
 
LAPEORMAMA-06

Los accidentes pasan pero, la culpa es atroz. Ni hablemos de ver todos los días el chichón recordándonos nuestra ineptitud. 
 
LAPEORMAMA-07

¿Te sentiste identificada con alguna anécdota? Seguro sí, después de todo no hay mamá perfecta. 

No Comments Yet

Leave a Reply

Your email address will not be published.