Quiero que comience a leer antes de entrar a la escuela

¿Tu peque está cerca de cumplir seis años y aún no aprende a leer? Calma, te tenemos buenas noticias: Esto es normal.

Es más, un informe de PISA (un programa que mide el rendimiento de los estudiantes de todo el mundo), ahondó en el sistema de educación finlandés, uno de los mejores del planeta, y descubrió que ahí los niños aprenden a leer ¡hasta los siete años! Según el estudio, en Finlandia es más importante estimular la parte creativa del chamaco antes de leer: jugar con las palabras, valorar sus esfuerzos y estimular sus deseos de aprender.

Tips: Antes de aprender a leer…

Para la autora canadiense Ann Douglas, una eminencia en cuanto a maternidad se refiere, aprender a leer está lleno de beneficios y puede ayudar a que tus peques absorban de mejor manera el conocimiento. Así que no está de más seguir el ejemplo del sistema educativo finlandés, de estimular su parte creativa antes de leer, pero según Ann habría que comenzar a estimularlos aunque todavía no entren a la primaria.

Jugar con los sonidos

Según el sistema finlandés, para fomentar su interés por la lectura hay que ir despacio y sin presiones. Puedes jugar con las palabras y sus sonidos, como la zeta, la erre, la eme, e ir poco a poco. Por medio de objetos o fotografías puedes inventar una historia. Pon tú el ejemplo y él te seguirá.

Resaltar las palabras

En su libro The Mother of All Parenting Books, Ann sugiere señalar las palabras que pronuncias, ya sea mientras le lees un cuento, las ves en televisión o en los empaques de productos. Así tu peque comenzará a identificar con naturaleza algunas letras, y relacionarlas con sonidos.

Estimular desde lo básico

Tambien enséñale cosas simples acerca de la lectura, como que las palabras se leen de izquierda a derecha, las páginas de arriba hacia abajo y los libros de adelante hacia atrás. Cuando le leas cuentos, hazle preguntas en torno de lo que están leyendo o sobre las imágenes illustradas. Trata de que no sean preguntas que requieran sólo un sí o un no como respuesta, para al mismo tiempo estimularlo a expresarse.

Pon el ejemplo

Trata de incorporar nuevas palabras en su vocabulario y ayúdalo a descubrir las letras y los sonidos que las integran, además de los significados. Por otro lado, también es importante que te vea a ti como ejemplo, ya que sí te ve leyendo con placer, te garantizamos que querrá experimentarlo.

Lo importante es que cada uno lo haga a su ritmo (no importa si es rápido o lento), y generar espacios y momentos creativos para aprender. No se trata de llegar primero, sino de sbaer llegar, como dice la canción, es decir: transmitirle las ganas de aprender.